Normandía es una provincia de Francia conocida mundialmente por ese fruto al que Blancanieves y Newton le deben más que una gran comisión; exacto, la manzana. Y por tres tipos de ese alimento sólido parido por la leche por efectos químicos de la naturaleza y sus enzimas; el queso: el Camembert, Livarot y el Pont l’Evêque.

Normandia: Una de las regiones mas hermosas de Francia

Normandía se encuentra dividida en dos regiones administrativas, “Alta Normandía” y “Baja Normandía”, las cuales comparten una región costera en el norte por el “Canal de la Mancha”, donde predominan los acantilados cretáceos, y paisajes llamados “bocage”, construidos por el hombre con fines agrícolas. En efecto, Normandía, es una región bañada en densa clorofila, en la que los duques, con el pasar de la historia, han ido haciendo de aquella un espacio adornado de castillos, iglesias, represas y campiñas, y en donde se puede observar el triunfo de la vida a pesar de los estragos dejados por las guerras (en el famoso Desembarco de Normandía), mediante una vasta organización arquitectónica modernista y brutalista, una economía basada en la agricultura y la gastronomía y el positivismo protagonista de un nivel por encima del medio en lo que a crecimiento demográfico e inmigración se refiere.

Encontramos en esta provincia los siguientes lugares turísticos más destacados: las ciudades de Caen, Cherbourg, Dieppe. Honfleur, Le Havre, y Rouen; así como otros lugares como Giverny (el pueblo natal de Monet), Les Andelys (donde se posa el Castillo del Rey Ricardo Corazón de León), Mont St Michel, las playas de D-Day, Bayeux, Honfleur, Etretat, Fécamp, Le Tréport y Veules les Roses.