Praga es la famosa ciudad capital de la República Checa, siendo a su vez también reconocida como la capital de la región de Bohemia. Cuenta con una superficie territorial de 496 kilómetros cuadrados sobre la cual habitan aproximadamente 1.2 millones de ciudadanos, lo cual la convierte instantáneamente en la ciudad más poblada de toda la nación checa. La cultura es uno de los aspectos más importantes que saltan a la vista dentro de Praga, siendo una buena fuente para la llegada de turistas, siendo así que quienes lleguen a la ciudad encontrarán buena cantidad de museos o eventos musicales a su disposición.

Praga: La Capital de Republica Checa

Los distritos de Praga son el Castillo (Hradcany); la Ciudad Pequeña (Malá Strana); la Ciudad Vieja (Stare Mesto); el Barrio Judío (Josefov); la Ciudad Nueva (Nove Mesto) y Vysehrad.

Praga: La Capital de Republica Checa

Entre los lugares que no puedes dejar de conocer en Praga encontramos al Castillo de Praga y Catedral de San Vito; el islote fluvial Kampa; el Puente de Carlos; la Torre de Televisión; el Reloj Astronómico; la Iglesia de Tyn; el estatua del Niño de Praga; el Convento de Loreta; el Monasterio de Strahov; el Edificio Tancici; la torre Petrínská Rozhledna; el Metrónomo Gigante de Praga; el Monumento a la Revolución de Terciopelo de 1989; el Zoológico de Praga; el Castillo de Troja y el Jardín Botánico de Praga.

Praga: La Capital de Republica Checa

En cuanto a museos de Praga recomendamos a la Galería Nacional Checa; al DOX – Centro de Arte Contemporáneo; al Museo Nacional Checo; a la Galería de la ciudad de Praga; al Museo Checo de Bellas Artes; al Museo de Artes Decorativas; al Museo Técnico Nacional; al Museo Militar; al Museo Judío; al Museo de Mozart; al Museo Mucha; al Museo Kafka; el Museo Pedagógico Comenius; la Villa Mueller; la Galería Jaroslav Fragner; el Museo Kampa; el Museo del Comunismo; el Palacio Lobkowicz; y el Museo de Arte Joven Artbanka.