En anteriores post hemos comenzado a resolver ciertas dudas relacionadas con la existencia de nuestro planeta en afán de conocer un futuro apocalíptico. Es así que siguiendo esa línea de presagios este post está dedicado a resolver la duda acerca de ¿Qué paría si no hubiera sol? Es decir, si el astro rey dejara de existir de un momento a otro.

¿Qué pasaría si no hubiera Sol?: ¿Qué sucedería si el Sol se extinguiera?

Todos conocemos que la presencia del sol es de vital importancia para todos los seres que habitamos el planeta azul como estrella que da luz. Es así que lo primero que sucedería es que nos quedaríamos completamente a oscuras. Sin embargo no nos daríamos cuenta hasta que pasen exactamente 8 minutos y 20 segundos más tarde, que es el tiempo en que tarda en llegar la luz a la tierra.

El sol repentinamente desaparece y a continuación nos salimos de órbita y disparados tras perder su influencia gravitacional. Iríamos en órbita recta hacia cualquier dirección del espacio a una velocidad de 30 Km/s. Al carecer de fuente lumínica solo nos quedaría un poco de luz estelar que podría proveer el universo, sin embargo eso no sería lo peor de todo pues sucederían los más intensos fríos que el ser humano puede soportar.

¿Qué pasaría si no hubiera Sol?: ¿Qué sucedería si el Sol se extinguiera?

La energía artificial nos mantendría iluminados por un tiempo, pero no por mucho. En cuanto a la naturaleza existe un proceso el cual se vería totalmente perjudicado que es la “Fotosíntesis”. Dicho proceso permite que el 99.9% de toda la productividad orgánica de la Tierra y que funciona gracias al sol y sin el ninguno de estos organismos vegetales que inhalan dióxido de carbono y eliminan oxigeno podría seguir haciéndolo.

Por último podremos mencionar que cuando los océanos queden congelados por las bajas temperaturas, la Tierra se convertiría en una gran bola de hielo por fuera y una cargada bola de fuego por el centro. Es decir si bien habría agua en el medio, solo los organismos pequeños sobrevivirían pues están acostumbrados a un ecosistema donde no se concibe ni un rayito de sol.