El cerdo mangalica también conocido como cerdo húngaro es una raza de cerdo doméstico autóctona de Hungría, el cual se caracteriza por su pelo grueso, largo y rizado, es decir, un cerdo con aspecto de oveja. Existen 4 tipos de cerdo mangalica, el rojo, el negro, el golondrino y el rubio (el más popular).

Cerdo Mangalica: Características del Cerdo Húngaro

El cerdo mangalica estuvo muy extendido en el Imperio austrohúngaro a principios del siglo XX, pero fue desapareciendo drásticamente tras la II Guerra Mundial, motive por el cual fue declarado como animal en peligro de extinción. No obstante a partir de la década de los 90, los criadores de cerdos húngaros decidieron sacar adelante la raza y su crianza se ha extendido a Alemania, Austria y Suiza.

Sus productos son considerados gourmet. Su carne tiene una textura muy jugosa, su grasa tiene una extrema cremosidad y su sabor es muy intenso.