Es sorprendente la amplia cantidad de pequeños pueblos con que cuenta España. Los amantes del turismo rural pueden demorse gran cantidad de meses descubriendo nuevos lugares recónditos, muchos de ellos todavía parecen estar en épocas pasadas debido a lo perfectamente conservados que se encuentran.

Si te animas a practicar turismo rural en Andalucía puedes encontrar una variedad de pueblos en Almería, Cádiz, Córdoba, Granada, Huelva, Jaén, Málaga y Sevilla. En Aragón podemos encontrar pueblos en Huesca, Teruel y Zaragoza; en Asturias, Cantabria, La Rioja, Madrid, Baleares, Navarra, Ceuta y Melilla también se puede encontrar muchos pueblos encantadores; en Canarias podemos encontrar pueblos en Las Palmas y en Tenerife; en Castilla-La Mancha puedes optar por conocer los pueblos de Albacete, Ciudad Real, Cuenca, Guadalajara, y Toledo; en Castilla y León está asegurado un viaje rural en los pueblos de Ávila, Burgos, León, Palencia, Salamanca, Segovia, Soria, Valladolid y Zamora; en Cataluña puedes encontrar pueblos en Barcelona, Girona, Lleida y Tarragona; en la Comunidad Valenciana también puede optar por conocer los pueblos de Alicante, Castellón y Valencia; en Extremadura destacan los pueblos de Badajoz y Cáceres; en Galicia los pueblos de A Coruña, Lugo, Ourense y Pontevedra; finalmente podemos recorrer el País Vasco en busca de los pueblos de Álava, Guipúzcoa y Vizcaya.